Cómo funciona y cuáles son los riesgos de Snapchat

como funciona snapchat

Aprende cómo funciona y cuáles son los riesgos de Snapchat para que tus hijos estén seguros mientras usan esta y otras aplicaciones.

Snapchat es una de las redes sociales más populares entre los más jóvenes, sobre todo por la posibilidad que ofrece de subir publicaciones que desaparecen 24 horas después de haber sido posteadas.

Esta característica es algo que llama mucho la atención de los adolescentes, pues creen que, al desaparecer, las publicaciones no tendrán repercusión en el futuro, sin embargo, es ésta una de las cosas que también aumenta el riesgo, pues debido a su inmediatez y caducidad, la aplicación suele prestarse con facilidad para practicar sexting.

Los mismos creadores de la aplicación advierten “no publicar o enviar desnudos o contenido sexual que involucre a personas menores de 18 años – incluido tú mismo”, sin embargo, solo hace falta ser mayor de 13 años para poder contar con un perfil.

¿Cómo funciona Snapchat?

  1. Como cualquier otra red social, es necesario descargar la app y crear un perfil con nombre, correo y teléfono.
  2. A continuación, se nos solicitará agregar a nuestros amigos para poder ver y compartir contenido.
  3. Una vez teniendo esto, es posible subir fotos o videos cortos (Snaps), a los que se les pueden aplicar filtros, textos o realizar alguna modificación para que luzcan diferentes y divertidas.
  4. Las fotos o videos pueden compartirse de manera personal solo con los amigos que elijamos, o bien, se pueden subir a nuestro perfil público, en donde serán vistos por todas las personas que nos sigan.
  5. El contenido que compartamos solamente estará visible durante 24 horas, después de ese tiempo, lo que hayamos subido desaparecerá. Es posible bajar o eliminar publicaciones antes de esas 24 horas si se desea.

La aplicación tiene, además, la posibilidad de transmitir video en vivo, el cual puede ser visto por todos los seguidores y una opción de GeoFiltro, la cual muestra la ubicación exacta y da la opción de crear mapas para marcar tu ubicación en conjunto con las de tus contactos.

¿Cuáles son los riesgos?

Como ya lo hemos mencionado, la particularidad de que el contenido subido desaparezca en poco tiempo, aumenta el fenómeno del sexting (envío de contenido sexual en foto o video a través de dispositivos móviles).

Los preadolescentes y adolescentes aprovechan el entorno de fugacidad para compartir imágenes de contenido sexual, pornográfico o poco adecuado a través de sus smartphones, pensando que la imagen va a desaparecer y que su envío no tendrá consecuencias.

En sus inicios, la aplicación prometía que el contenido compartido por los usuarios no podía ser archivado ni guardado, sin embargo, con el paso del tiempo esto ha sido modificado y ahora es posible documentar/ guardar los posteos por medio de una captura de pantalla.

Y no solo eso, las imágenes y/o videos pueden compartirse en otras aplicaciones también, por lo que el contenido puede ser republicado y hacerse viral fácilmente.

Por otro lado, están las letras pequeñas, esas que nadie lee y en las que Snapchat advierte que cualquier foto subida a la aplicación pertenece oficialmente a la compañía. Esto significa que pueden redistribuirla o venderla a su antojo.

También tenemos las aplicaciones alternativas creadas para ser vinculadas con Snapchat, como las que se usan para crear mosaicos, colocar filtros, hacer collages, etc. Sin preocuparse mucho, los usuarios aceptan ligar estas aplicaciones a su perfil dando permiso de usar información personal. Una de las más populares es Snapsave, que permite a los usuarios guardar fotos y videos sin que los dueños de los mismos sean notificados.

Y finalmente, está el que quizá sea el mayor peligro de todos, los predadores sexuales, quienes han encontrado una oportunidad para contactar a los jóvenes y acosarlos en caso de ser aceptados, así como de guardar fotografías que pueden ser utilizadas con fines ilegales.

Consejos para minimizar los riegos de usar Snapchat

La comunicación es la base. Es importante que analices si tus hijos están en edad de usar esta aplicación, de ser así recuerda platicar con ellos para explicarles las posibles amenazas con las que pueden encontrarse, además de advertirles sobre las consecuencias del uso inadecuado de esta y otras redes sociales.

Contraseñas seguras. Pídeles que cambien la contraseña con frecuencia y que eviten repetir las que ya usaron antes y que no las compartan con nadie.

Evitar conexiones con terceros. Explícales cómo funcionan las aplicaciones de terceros que piden acceso a sus redes sociales, así como los riegos de dar permiso a las mismas de usar datos o tener acceso a imágenes, videos y otras funciones de su teléfono celular.

Ajusta la privacidad correctamente. Comprueben juntos los ajustes de la cuenta y así poder estar seguros de qué comparten y con quién están compartiendo su contenido. No olvides verificar su lista de contactos y pídeles que siempre que reciban una solicitud de un desconocido se aseguren de que lo conocen.

Modo fantasma. Comprueba que su perfil se encuentra en “modo fantasma” para evitar mostrar su ubicación, sobre todo cuando salen solos.

Aprende a configurar las opciones de privacidad de otras redes sociales.

¿Ya conoces Tellonym?

Deja una respuesta